reportajes-cultura

REPORTAJES CARIBBEAN WAY CULTURA

la-cultura-rastafari-3-RASTA-HOUSE
la-cultura-rastafari-4-P.V-056
la-cultura-rastafari-2-portada-ok

LA CULTURA RASTAFARI

El Rastafarismo es una cultura, una forma de entender la vida, no es una religión, es un movimiento con carácter espiritual que se gestó en Jamaica, donde la población negra era víctima de una brutal opresión. Con la abolición de la esclavitud los descendientes de los esclavos revalorizan sus creencias espirituales antes reprimidas, desarrollando el movimiento Rastafari, una filosofía que se basa en no aceptar los valores impuestos por el sistema dominante, Babylon.

El Rastafarismo combina creencias de origen africano con narraciones del Antiguo Testamento, la Biblia es una herramienta de análisis, meditación y sabiduría. Cuenta la historia que Makeda, reina de Saba, actual Etiopía, visitó Jerusalén y se enamoró del rey Salomón, ella regresó a su país donde tuvo un hijo de el, que subiría al trono como Menelik I. En 1.930 el 225 descendiente del linaje de Menelik, Ras Tafari Makonnen, es coronado emperador de Etiopía bajo el nombre de Haile Selassie, León de la Tribu de Judah, que según la interpretación bíblica es el representante de Dios en la Tierra, el Mesías en su segunda venida. Los rastafaris piensan que son la reencarnación de las tribus perdidas de Israel y sus verdaderos herederos, cuya redención llegará con el regreso a Etiopía, donde según el Antiguo Testamento estaba el Jardín del Edén.

Se comienza a divulgar la imagen de Selassie como una divinidad y a predicar las doctrinas de Rastafari, que se difunden hacia el interior de la sociedad jamaicana de los años 30 y 40, naciendo comunidades rastas en los ghettos más pobres de Kingston. El Reggae surge como una forma de expresión, la música de Jah, un canto lleno de esperanza y paz, con mensajes cargados de protesta donde se anima a los ghettos marginales de Jamaica a alzarse por sus derechos y a no rendirse en la lucha contra Babylon, con intérpretes como Jimmy Cliff o Bob Marley.

El rastafari sabe que la vida es el vínculo sagrado con Jah, basada en la la paz y el amor, en la hermandad de mujeres y hombres, existiendo en el “aquí y ahora” y no en una “vida después de la vida”. Consideran la Ganja como la hierba sagrada ya que fue encontrada junto a la tumba del rey Salomón, es el sacramento que ayuda a la meditación y a entrar en comunión con Jah. Siguen una dieta vegetariana y de pescado casi crudo, no ingieren carne, alcohol ni tabaco, para mantener el cuerpo puro y vivir virtuosamente. Los “Dreadlocks” simbolizan las raíces del pueblo, es el pelo natural que no se peina y no se corta, como el pelo del león.

El rastafarismo es un movimiento ampliamente aceptado, una doctrina coherente que se ha difundido por todo el planeta, para muchos la mejor filosofía de vida. En el Caribe de Costa Rica el rastafarismo está presente en la vida cotidiana, los descendientes de jamaicanos mantienen sus raíces y tienen por bandera los colores rojo, verde y amarillo.